Evaluación cognitiva y de la personalidad

Resumen de la ponencia “Evaluación cognitiva y de la personalidad” ofrecida por el Doctora Silvia Mabry Paraiso, durante el XIII Congreso Científico Familiar de Cornelia España.

EL RETRASO DEL DESARROLLO PSICOMOTOR ES CARACTERÍSTICO EN LOS NIÑOS CON SCDL, FUNDAMENTALMENTE EN EL DESARROLLO DEL LENGUAJE EXPRESIVO. ESTOS NIÑOS PRESENTAN TAMBIEN CON FRECUENCIA TRASTORNO DE DÉFICIT DE ATENCIÓN E HIPERACTIVIDAD (TDAH), RASGOS DEL ESPECTRO AUTISTA Y SÍNTOMAS DE ANSIEDAD SOCIAL.

La valoración cognitiva en los niños pequeños resulta complicada por la dificultad para prestar atención y colaborar con las tareas de las que se componen las pruebas. Por ello, con frecuencia hay que diferirla hasta conseguir más colaboración del niño y resultan muy útiles los informes que emiten desde los dispositivos de Atención Temprana, donde trabajan en el estímulo de distintas áreas del desarrollo psicomotor. A partir de los 5-6 años la valoración cognitiva es importante para valorar las medidas necesarias de adaptación curricular en el centro académico.

El dominio más afectado es casi siempre el lenguaje, sobretodo de su capacidad expresiva (respecto a la capacidad de comprensión).

La evaluación de la personalidad se suele hacer mediante informes de los padres y la escuela. Los niños con SCdL tienen con frecuencia Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH), rasgos del espectro autista y síntomas de ansiedad social, que se incrementan con la edad (ej. mutismo electivo).

Los rasgos del espectro autista que se observan con frecuencia son:

  •  En caso de desarrollo del lenguaje, tienen un habla monótona, con frases estereotipadas y tendencia a la literalidad (dificultad para captar doble sentido, ironías, bromas..).

 

  •  Hipersensibilidad a estímulos (textura de la comida, ruidos…), que puede condicionar conductas de evitación, o fijación con algunos estímulos (olfateo o palpación constante de objetos). Con frecuencia evitan el contacto visual e incluso el físico.

 

  • Dificultad de socialización con iguales.

 

  •  Intereses restringidos y rituales, que podemos utilizar como refuerzo de conductas positivas. Rigidez en sus rutinas, manifestando nerviosismo e irritabilidad si estas se alteran, por lo que se recomienda la previsibilidad en el entorno.

 

  •  Hasta un 56% tienen conductas autoagresivas y automutilaciones. Es importante valorar su significado, sobretodo en niños que no se pueden expresar. Valorar tratamiento farmacologico en función de la gravedad de la conducta. En ocasiones presentan conductas heteroagresivas sin ninguna causa ni finalidad.

 

Conclusiones de la ponencia realizadas por la Doctora Patricia Gracia García, miembro de la familia Cornelia España.

Fotografías de Joan Vilanova

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies